lunes, 3 de febrero de 2014

Especial San Valentín: Centro de mesa de golosinas


¿Queréis sorprender a vuestra pareja con una cena romántica el día de San Valentín o cualquier día del año? Un centro de mesa siempre queda muy elegante, pero si además se puede comer... ¡dos veces bueno!

Con una base de poliexpán y unas cuantas golosinas podemos imitar un centro de rosas, y al terminar el segundo plato ya no tenemos ni que hacer postre ;)

¿Cómo se hace?

Para hacer un centro de mesa de este tipo necesitaremos los siguientes materiales:

Paso 1: Preparar la base
Cortamos las planchas de poliexpán de la forma que queramos el centro. Yo he hecho dos pisos, el de arriba con forma de corazón.




Cuando las tengamos cortadas, las pegamos entre sí con silicona.


Paso 2: Hacer las rosas de golosinas
Vamos a cubrir la base superior con rosas como las que podéis ver en la imagen, que haremos con las golosinas largas y planas, rojas y verdes.


Para empezar cortaremos trocitos de las tiras verdes que terminen en pico, y los pincharemos en un palillo.



A continuación, cogeremos la tira roja y empezaremos enrollándola. Cuando tengáis un pequeño tubito, empezamos a girarla sobre sí misma mientras seguimos enrollándola.



Hasta llegar al final de la tira que colocaremos en la base de la rosa.


Así pincharemos la flor que acabamos de hacer en el palillo donde hemos colocado las hojas verdes.



Cortamos el trocito de palillo sobrante con ayuda de unos alicates, para poder pinchar las rosas en el poliexpán.





Paso 3: Disimular los bordes
Con ayuda de unos palillos y las tiras verdes, vamos a cubrir el borde del corazón para que no se vea tanto el poliexpán. Sólo tenemos que ir pinchando algunos puntos de las tiras para que queden en su sitio.


Paso 4: Cubrir la base
Ahora sí, podemos colocar las rosas que hemos preparado. Vamos a ir pinchándolas en la base superior hasta cubrirla por completo.



Paso 5: Disimulamos los bordes de la base inferior
Como el borde de la base inferior puede estar en contacto con la superficie donde vayamos a colocar el centro, puede que no queramos que las golosinas que vayamos a comernos estén posándose en cualquier lugar donde se deje el centro de mesa. Así que en vez de cubrir ese borde con las golosinas como hicimos con el de arriba, podemos rodearlo con una cinta o un lazo. Sólo tenemos que pegarlo al poliexpán con silicona.



Paso 6: Cubrir lo que falta
Ahora sólo queda distribuir golosinas por el resto de la base inferior como más nos guste. Yo la he cubierto con las tiras verdes y les he colocado golosinas pequeñas y corazones. En este caso, como vamos a colocar unas golosinas sobre otras, podemos calentar la base de la golosina que vayamos a poner encima, de este modo se calentará el azúcar y podremos pegarla a la de abajo, sin necesidad de gastar en un palillo para cada golosina.



Ya tenemos listo nuestro riquísimo centro de mesa. Es muy fácil y entretenido.

Podéis sacar la idea de éste y hacerlo como más os guste. Ahora que ya sabemos hacer rosas con golosinas tenemos múltiples posibilidades. Podemos hacer hasta un ramo de rosas para regalar a nuestra pareja.




Así es cómo queda decorando la mesa.










Recuerda que también puedes seguir El Taller de Ire en:
 Facebook
 Twitter 

LinkWithin



Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...