lunes, 22 de junio de 2020

Cómo hacer una COCINITA DE JUGUETE reutilizando una MESILLA DE NOCHE

En este tutorial rescatamos del trastero una vieja mesilla de noche para convertirla en una preciosa cocina de juguete para los más pequeños, a la que no le falta ningún detalle.

Materiales

Este proyecto lo hacemos con Mi Hogar Mejor para conocer nuevos materiales y herramientas que nos serán muy útiles en muchos de nuestros trabajos. Para hacer la cocinita de juguete he utilizado los siguientes materiales:

Paso a paso

En el siguiente vídeo tutorial de mi canal de YouTube puedes ver el paso a paso para que tú mismo puedas convertir una mesilla de noche en una cocina de juguete. Por supuesto, todo el paso a paso lo tienes que adaptar a tus gustos y las medidas de tu mesilla, pero estoy segura de que mi diseño te dará algunas ideas para aplicarlas a tu proyecto.


Te dejo además las medidas que he utilizado yo en mi cocinita de juguete, para que veas las diferentes partes que he añadido y cómo lo he marcado todo para que resulte más sencillo crearlo.

Las partes coloreadas son las de la propia mesilla de noche, por eso no he añadido sus medidas, ya que cada uno tendrá una mesilla distinta. Lo que debes añadir son las partes que tienen las letras. A continuación tienes las medidas de cada una de ellas, adáptalas a tu mueble.
  • A: 45x33cm
  • B: 44,7x5cm
  • C: 30,7x5cm (x2)
  • D: 45x30cm
  • E: 10x24cm (x2)
  • F: 45x12cm
  • G: 40,5x18,5cm
Acuérdate de algunos truquitos que he aplicado que nos facilitarán aun más el trabajo, como por ejemplo el de grapar la tela a la madera en vez de pegarla. Yo he utilizado la grapadora eléctrica, por lo que esa parte la he terminado muy rápidamente, y además no he manchado nada, he hecho un trabajo más limpio evitando aplicar cola para tela o cola blanca. No tienes que dejar secar nada y sabes que no quedarán arrugas al pegar la tela.


Los detalles son importantes. Por ejemplo, aunque tengas los tiradores y colgadores en tono dorado como los tenía yo, te recomiendo pintarlos igual que el resto de objetos dorados para que todo vaya a juego. La puerta del horno se podría dejar sin el plástico, pero añadírselo la hace más realista. Y el tono forja para el horno y la parte de la cocina queda genial para dar el aspecto que tiene en realidad, en vez de utilizar simplemente un negro normal.

Así es como ha quedado mi cocinita, aunque he visto muchos diseños con otros colores que quedan muy bonitas también, así que tienes miles de posibilidades.








Si tienes alguna duda, por favor, escríbeme un comentario e intentaré resolverla.

Espero que te haya gustado esta idea y que te suscribas a mi canal de YouTube si todavía no lo has hecho, porque tengo muchísimas manualidades para que puedas crear tú mismo todo lo que desees.

Y recuerda que puedes seguir El Taller de Ire en todas mis redes sociales, porque allí te enterarás de los tutoriales que subo y todos los trabajos que voy creando:

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Escribe aquí tu comentario.